sábado, 6 de junio de 2020, 14:02
Desde
Desde

Siempre a favor de la clase política

|




Hoy, en la actualidad, es muy común predicar o arremeter en contra de la clase política, o de cualquiera de las instituciones de este país. Y cuando esto ocurre yo me echo a temblar.


El concepto de “clase política” no lo deberíamos confundir ni entender como tal o cual político, o tal o cual partido. Y mucho menos hacerlo sinónimo de “corrupción”, que es lo que consciente o inconscientemente estamos haciendo.


Ese concepto lo deberíamos entender simplemente como lo que es: el pilar de nuestra democracia; ese pluralismo político que nuestra Constitución en su artículo 1.1 de su Título Preliminar propugna como uno de los valores superiores del ordenamiento jurídico del Estado, junto con la libertad, la justicia y la igualdad.


Algo muy distinto es la noción de político corrupto en grado personal. En ese caso, y sólo en ese caso, sí debe de caer sobre él todo el peso de la ley, porque estaríamos ante alguien que no respeta ese valor democrático.


Llegado a este punto, se hace necesario recordar que, afortunadamente para nuestro país, la grandísima parte de los políticos son gente honrada que les llevó a la política la vocación de servicio público y las ganas de cambiar el mundo a mejor. Bajo ningún concepto hay que caer en el error de que “todos los políticos son iguales”, porque simplemente no es cierto.


La Historia demuestra una y otra vez que, cuando se tambalean los cimientos de la libertad y de la convivencia, entran en escena fantasmas a los que esa misma Historia la costó mucho vencer. Se retrocede, se desanda el camino andado.


No caigamos en la tentación de apoyar la defenestración de la política y de las instituciones en general, porque si eso ocurre, habríamos trabajado, luchado y vivido en balde.



___________________________________

Autora: María del Sagrario Gómez Sánchez

Jefe de Sección de Recursos Humanos en la Administración del Estado






















Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.