viernes, 20 de octubre de 2017, 12:24
Elmonarquico2015
Elmonarquico2015

La Reflexología

|



                                                   Tratamiento mediante reflexoterapia corporal



Aunque considerada una terapia No Oficial por la medicina tradicional, está premiada por la Organización Mundial de la Salud como una terapia natural y complementaria altamente efectiva y saludable.


Existen distintos tipos de reflexología como de técnicas a emplear, según las zonas en las que se aplique, como la reflexología facial (rostro), la reflexología podal (pies) y la reflexología corporal.


Tiene sus orígenes en el lejano Oriente, por lo que estamos hablando de una técnica milenaria que ha ido transformándose a través de los siglos, pero sin haber perdido ninguno de sus principios.


Es sumamente efectiva en problemas emocionales además de dolencias físicas, y como cualquier otra técnica reflexológica, su propósito es equilibrar el cuerpo y la mente, reconociendo en éste principio, la puesta en marcha de los procesos naturales curativos del cuerpo humano.


Sin efectos colaterales más que producir bienestar y un efecto tensor o lifting a largo plazo en el caso del rostro, todo lo que otorga esta terapia son beneficios, ya que influye directamente en el sistema nervioso, la piel y los órganos.


Se basa en la presión de puntos energéticos de la medicina tradicional china (MTCh) y la combinación de puntos reflejos y espejos, alternando con técnicas de drenaje en las zonas tratadas.


Es inocua, en la mayoría de los casos no produce dolor, aunque sí puede sentirse alguna molestia pasajera al presionar o manipular una zona refleja, ya que los puntos se vuelven sensibles y a veces hasta dolorosos.La combinación de puntos a manipular debe estar hecha siempre por un profesional responsable.


Reflexologa

Pueden emplearse elementos auxiliares como palillos, bolillos, electroestimuladores de distinta intensidad (que hacen las veces de agujas), cremas o aceites, dependiendo de la zona a manipular y de la evaluación de la condición de la piel que debe hacer el terapeuta previamente.


Normalmente debe llenarse una especie de ficha técnica con los datos del paciente, dolencias, historia clínica, enfermedades, medicamentos que toma, estilo de vida y tratamiento a realizar, apuntando la asistencia a las sesiones recomendadas.


Al ser una terapia natural, debe tomarse con paciencia y responsabilidad por parte del paciente, ya que hay resultados casi inmediatos como así a largo plazo.


Se aplica en todas las edades, desde bebés a ancianos, con la única precaución de no manipular zonas con la piel herida o cicatrizando. 


Trata afecciones y alteraciones permanentes o pasajeras en la salud integral de la persona como ser: ansiedad, insomnio, nerviosismo, dolor de cabeza, dolores pre y post menstruales, problemas digestivos como el estreñimiento, alergias, falta de energía, falta de concentración, problemas circulatorios, dolores musculares por mala postura o movimientos forzados del sistema músculo esquelético,afecciones de las glándulas, y muchas más.


____________________________

Autora: Débora Narváez. 

Terapeuta Reflexóloga. 

Dama de la H.N.M.E.




















Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.