jueves, 23 de noviembre de 2017, 17:34
Elmonarquico2015
Elmonarquico2015

La eliminación de tatuajes

|





AnaTellez

Cada día está más de moda, entre la gente joven, el hacerse un tatuaje. Sin embargo pasado un tiempo las circunstancias que llevaron a esa persona realizárselo pueden cambiar, como por ejemplo los nombres de las parejas, entrevistas de trabajos en los que no están permitidos los tatuajes, o simplemente que dejó de gustarles. En esos casos podemos eliminar dichos tatuajes. 


Se hace con láser Q-Switched, este láser está indicado en el tratamiento de los tatuajes, siendo el único que puede eliminar todos los colores de tinta, permite también el tratamiento de lesiones vasculares.


Indicaciones 


El láser Q-Switched se utiliza en: 


- La eliminación de todo tipo de tatuaje y de tintas, siendo el único láser que quita cualquier color de tinta. 

- El tratamiento de lesiones vasculares como los hemangiomas cavernosos, capilares y mixtos, además de los angiomas planos localizados en las regiones de la cabeza y el cuello.

- La eliminación de lesiones pigmentarías benignas, las clásicas manchas de la piel.




Los tatuajes amateur acostumbran a responder más rápidamente y requieren menos sesiones de tratamiento para su eliminación en comparación con los tatuajes profesionales. Esto puede atribuirse, en parte, a la menor estabilidad de la tinta (carbono) usada con los tatuajes amateur en oposición a los profesionales (pigmentos orgánicos mezclados con elementos metálicos), y también por la menor densidad de los pigmentos en el caso de los tatuajes amateur. 


Normalmente, estos tatuaje se eliminan después de 1-4 sesiones de tratamiento; los tatuajes profesionales requieren de 3 a 10 sesiones. Inmediatamente después del tratamiento se produce un aspecto blanco-ceniza, por formación de vacuolas dérmicas, probablemente por vaporización. Posteriormente, durante 4-6 semanas, se produce una decoloración gradual. Transcurrido este tiempo se pueden repetir los tratamientos.


Técnica: 


1) Aplicamos crema anestésica que permanecerá puesta durante 20 minutos.

2) Otras veces necesitaremos inyectar un poco de anestesia en la zona, según la profundidad de la tinta. 

3) Hacemos dos barridos con el láser. No se afecta para nada el tejido adyacente, siendo el tratamiento totalmente indoloro. 

4) Posteriormente ponemos una crema cicatrizante. 

5) Revisión en una semana 

6) El paciente estará eliminando pigmento durante al menos un mes, tras ese tiempo veremos lo que hemos conseguido eliminar y así sabremos aproximadamente el número de sesiones que quedan.







___________________

Autora: Ana Mª. Téllez

Licenciada en Medicina y Cirugía

Máster en Medicina Estética

Médico Estético y Estomatólogo,

Directora General de Clínicas Téllez.(www.clinicasdratellez.com)






















Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.