lunes, 22 de octubre de 2018, 03:51
Elmonarquico2015
Elmonarquico2015

Manifestación en la Almudaina

|


IMG 20180805 WA0008


El viernes 3 de agosto tuvo lugar en el Palacio de la Almudaina de Palma de Mallorca la recepción oficial de SS.MM los Reyes a las autoridades de las Islas. Un acto ya tradicional, de acercamiento de la Monarquía a la sociedad balear, muy a pesar de la inexplicable ausencia del Presidente del Parlamento Balear, el Alcalde de Palma y el Presidente del Consell de Mallorca.


Un grupo de unos 50 independentistas, intentaron montar un escrache a nuestros Reyes, para manifestar el apoyo a los “presos políticos catalanes” y manifestar su hostilidad hacia la Monarquía.


Dicha manifestación fue totalmente anulada por la concentración de más de 800 personas constitucionalistas, convocatoria efectuada por varias asociaciones mallorquinas favorables a la Monarquía que manifestaron su apoyo a SS.MM los Reyes, con gritos de "¡Viva el Rey!" y cánticos de la canción de moda “Que viva España” de Manolo Escobar.


IMG 20180805 WA0006


Esta concentración fue promovida y auspiciada entre otras asociaciones, por la delegación de Baleares de la Hermandad Nacional Monárquica de España y así ha sido recogido por varios de los titulares de los periódicos de máxima tirada local, además de ABC, OKDiario y otros.


IMG 20180805 WA0007

La Hermandad Nacional Monárquica de España, a través de su Presidente Delegado en Baleares realizó un llamamiento masivo a participar en este encuentro por la importancia de manifestar el cariño y calor de los mallorquines a nuestros Monarcas, pero también como agradecimiento por todo lo que, tanto los Reyes actuales como los Eméritos, han significado para el desarrollo turístico de nuestras Islas Baleares.


Y es de bien nacidos ser agradecidos.



Viva el Rey.





Redacción "El Monárquico"












Sin comentarios

Escribe tu comentario




No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes. Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.