lunes, 11 de diciembre de 2017, 19:59
Elmonarquico2015
Elmonarquico2015

Toledo

La Escuela de Traductores de Toledo, crisol de culturas

Heredó los reinos de Castilla y León en un contexto histórico complicado, con la nobleza castellano-leonesa enfrentada y fracasando después en sus aspiraciones como emperador del Sacro Imperio Romano, pero no fue recordado por ser un conquistador ni por ganar grandes batallas, sino por convertir a la ciudad de Toledo en capital del saber e integración cultural, por eso se le conoce como Alfonso X “el sabio”.Ya de pequeño mostró interés por las ciencias, las letras y la historia, algo que bien pudo ser heredado de su madre, educada en la prestigiosa corte de su primo Federico II. Destacó por su inteligencia y buen quehacer como dirigente y administrador, siendo el promotor de un proyecto más que ambicioso.

La Escuela de Traductores de Toledo, crisol de culturas

Hoy, ocho siglos después de su creación, la Escuela de Traductores de Toledo sigue siendo un prestigioso instituto cultural e investigador con sede en el antiguo Palacio del Rey Don Pedro.

Por Francisco J. Tostado